viernes, diciembre 02, 2005

Para el oprobio !!!

Muchos en el Congreso aún no están satisfechos con cinco años de vergüenza, ineficiencia, ambición, ignorancia y ridículo. Siguen ofendiendo profundamente al ciudadano. La semana pasada trataron de ganar más obsceno dinero extra. Ayer mañosamente se tiraron abajo la “muerte civil” y seguirá en pie ese bárbaro castigo medieval de quitarle todos los derechos ciudadanos al omiso a la votación. Así, este Ayaipoma, que está por convertirse en el peor presidente del Congreso de los que tenga memoria, impidió que el segundo sufragio que confirmaba la desaparición de la “muerte civil” (el primero había sido aprobado por 71 votos) sea dispensado de trámite y lo puso al voto sólo para eliminarla. Me dicen que Carlos Ferrero, saltimbanqui ex democristiano, ex velasquista, ex apristón, ex fujimorista y –hasta ahora– toledista, y Henry Pease, otro ex demócrata cristiano, ex medio comunista y -hasta ahora- toledista, fueron los que hicieron una fuerte campaña contra esta medida. Ciudadano, acuérdate de ellos y de los nombres a continuación para su oprobio, pues ellos te están tratando como si fueras un animal a castigar salvajemente. Nunca, nunca más votes por ellos (incluso son tan tontos o malvados que han terminado trabajando indirectamente para que gane Humala). Los que te ofendieron fueron los chakanistas Enith Chuquival y Gilberto Díaz Peralta (quienes justificaron ardorosamente la “desinstalación”); los einstenianos David Waisman, Jesús Alvarado y Juan Ramírez Canchari; Alcides Llique (que hasta ahora no responde por difamar al difunto Alvaro Quijandría), Celina Palomino, Wilmer Rengifo, el increíble Víctor Valdez y una serie de don nadies a los que sólo mencionaré por apellido porque ni me acuerdo de sus nombres y la verdad no vale la pena buscarlos: Flores, Alfaro, Aranda, Latorre, Mena, Molina, Yanarico, Taco y Velásquez. Esto lo hicieron junto a los fimistas, como ese galáctico Gustavo Pacheco, el ex locutor televisivo Luis Iberico y un tal Bustamante. También colaboraron la también eterna saltimbanqui Anel Townsend, Xavier Barrón (espero que Lourdes salga de este insoportable personaje), Hildebrando Tapia, Martha Hildebrandt, Luis Solari y Edgar Villanueva (pensé que eran mejores; son la misma vaina), Cecilia Tait (y sigue esta necedad de llevar deportistas al Congreso), el cómico Heriberto Benítez, la cada vez más extraña Susana Higuchi y un tal Ramos. Y los que se abstuvieron, peores aún que los anteriores por “tibios”, fueron el “súper outsider” Natale Amprimo (súper iluso que no va a llegar al 1%), Eduardo Carhuaricra, Michael Martínez, Dora Núñez y unos tales Mera y Valenzuela. Me dicen al cierre que Aurelio Pastor ha pedido una reconsideración. Espero que éstos recapaciten (¡o que la maldición de La Ortiga los alcance!).
ALDO MARIÁTEGUI
La columna del director
Tomado del Diario El Correo

No hay comentarios.: